El Bathochordaeus charon en la Bahía de Monterey - MBARI

Un equipo de científicos ha encontrado un animal marino del que se dudaba sobre su existencia porque no se había vuelto ver desde su descubrimiento hace más de un siglo, en 1900. El animal en cuestión, es una especie de larváceo ‘gigante’, muy común en todos los mares y océanos, pero del que se conoce poco. Son animales transparentes casi en su totalidad e invertebrados.

Dado que desde su descubrimiento original no se había encontrado ningún otro animal que coincidiera con su descripción, los científicos dudaban sobre su existencia, pero estas últimas investigaciones han acabado con las dudas. Se trata de un espécimen denominado como Bathochordaeus charon.

Son animales que suelen vivir lejos de las costas, de manera algo solitaria y que viven entre 250 y 300 metros de profundidad. Suelen medir entre milímetros a un centímetro de longitud, aunque hay algunos que llegan a los nueve. “Los especímenes de este género pueden llegar a medir hasta 10 centímetros de longitud”, explica Rob Sherlock, autor principal del estudio publicado en la revista Marine Biodiversity Records e investigador del Instituto de Investigación del Acuario de la Bahía de Monterrey (MBARI). “A primera vista parecen renacuajos y tienen el cuerpo dividido en dos partes, una cabeza y una cola. Pero, a pesar de su nombre, no son larvas”, destaca Sherlock.

Su descubrimiento hace un siglo

La descripción que se dispone del Bathochordaeus charon, se trata de una serie de dibujos muy detallada de cuando se descrubió por primera vez en 1900, por Carl Chun.

“Ahora, hemos conseguido eliminar las dudas sobre esta cuestión que ha durado tantos años. B. charon es una especie legítima”, subraya Sherlock tras las recientes investigaciones.

Se trata de especies que juegan un papel fundamental en el transporte de alimentos en las profundidades marítimas. “Se convierten en verdaderos oasis de alimento para otros muchos animales marinos”, señala Sherlock.

Dejar respuesta